‘Laudato Si’ La nueva encíclica del Papa

El jueves, 18 de junio del 2015, publicóla encíclica «Laudato Si», del papa Francisco, sobre sobre el cuidado de la casa común. El texto consta de 192 páginas y 6 capítulos: «Lo que le está pasando a nuestra casa», «El Evangelio de la creación», «La raíz humana de la crisis ecológica», «Una ecología integral», «Algunas líneas orientativas y de acción» y «Educación y espiritualidad ecológica».

Es mucho más que una encíclica “verde”. En Laudato si, sobre el cuidado de la casa común, publicada por el Vaticano en medio de inmensa expectativa y luego de gran revuelo por la filtración de un borrador,el papa Francisco no sólo lanza un llamado de alerta ante el cambio climático actual, con consecuencias desastrosas, sino urge acciones concretas ante la degradación social que ha sufrido el planeta en los últimos dos siglos.

En su esperadísimo documento, el primer Papa del Sur del mundo, luego de destacar que la crisis ecológica es una manifestación externa de la crisis ética, cultural y espiritual de la modernidad, invita a todos, no sólo a los católicos, a una “valiente revolución cultural”. Critica con fuerza a los “poderes económicos” y llama con fuerza a una “conversión ecológica”, a un “cambio radical en el comportamiento de la humanidad” -con un estilo de vida más sobrio, simple, solidario, menos acelerado y consumista-, así como a un cambio del sistema mundial, “insostenible desde diversos puntos de vista”.

“Hoy no podemos dejar de reconocer que un verdadero planteo ecológico se convierte siempre en planteo social, que debe integrar la justicia en las discusiones sobre el ambiente, para escuchar tanto el clamor de la tierra como el clamor de los pobres”, escribe el Papa, con lenguaje simple y directo, accesible a todos.

“Nunca hemos maltratado y lastimado nuestra casa común como en los últimos dos siglos”, denuncia. “Nadie pretende volver a la época de las cavernas, pero sí es indispensable aminorar la marcha para mirar la realidad de otra manera, recoger los avances positivos y sostenibles y, a la vez, recuperar los valores y los grandes fines arrasados por un desenfreno megalómano”, sugiere.

Titulada como el famoso cántico de las criaturas de San Francisco –Laudato si (Alabado seas)- y dividida en 6 capítulos, la encíclica, que sobre todo en Estados Unidos es esperada con inmensa expectativa, subraya “las raíces humanas” del deterioro ambiental que vivimos. Y a lo largo de sus 187 páginas en su versión español -el idioma en la que fue escrita-, aborda la problemática ecológica a través de una óptica original: la íntima relación entre los pobres y la fragilidad del planeta; la convicción de que en el mundo todo está conectado; la crítica al nuevo paradigma y a las formas de poder que derivan de la tecnología; la invitación a buscar otros modos de entender la economía y el progreso; el valor propio de cada criatura; la necesidad de debates sinceros y honestos; la grave responsabilidad de la política internacional y local; la cultura del descarte y la propuesta de un nuevo estilo de vida.

laudato-si-la-enciclica-de-francisco-2053955w645

“La tierra, nuestra casa, parece convertirse cada vez más en un inmenso depósito de porquería”, dispara el ex arzobispo de Buenos Aires, que enumera en la primera parte del documento diversas formas de contaminación, así como el “preocupante calentamiento del sistema climático”. Como es sabido, éste ha provocado el constante crecimiento del nivel del mar, eventos metereológicos extremos, el agotamiento de recursos vitales como el agua potable, y la disminución de selvas, bosques y biodiversidad.

“Se ha vuelto urgente e imperioso el desarrollo de políticas para que en los próximos años la emisión de anhidrido carbónico y de otros gases altamente contaminantes sea reducida drásticamente”, asegura el Papa, que llama a la utilización de fuentes de energía limpias y renovables. El mismo Francisco -que en el texto cita a diversas conferencias episcopales y a sus predecesores, Benedicto XVI y San Juan Pablo II -, había dicho en enero que esperaba que este documento pueda ayudar a lograr un acuerdo en la cumbre sobre cambio climático que tendrá lugar en París, en diciembre próximo.

Descargar la encíclica completa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *